ENFERMOS DE COVID19

El hecho ocurrió en Estados Unidos. El hombre de 70 años le ganó la batalla a la covid-19 pero se llevó un gran susto luego de recibir la millonaria cuenta de cobro.

Sobrevivir al coronavirus es toda una hazaña, pues se trata de una peligrosa enfermedad que ha cobrado la vida de más de 428.00 personas en todo el mundo y que ha sometido al planeta al confinamiento por meses, generando otra serie de consecuencias graves para todas las naciones.

Junto a la cifra de muertes y contagios también ha crecido la cifra de recuperados, y aunque es poco común que suceda en personas mayores, ya se han conocido algunos casos excepcionales, uno de ellos es el de Michael Flor, ciudadano estadounidense de 70 años que estuvo hospitalizado por dos meses en Seattle (noroeste) luego de contagiarse del virus.

Sin embargo, la felicidad del anciano y la de su familia por haber vencido la covid-19 se vio empañada luego de recibir una factura de 181 páginas por un valor superior al millón de dólares.

De acuerdo con el diario Seattle Times, Flor fue internado el 4 de marzo en el centro médico Swedish Issaquah de Seattle y durante dos meses tuvo varias crisis que lo dejaron cerca de la muerte, sin embargo, sobrevivió. Se sabe incluso, que, en una de las tantas crisis, las enfermeras llamaron a los familiares para que se despidieran de él.

Sin embargo y contra todo pronóstico, Michael Flor se recuperó y salió del centro asistencial el pasado 5 de mayo en medio del júbilo y la alegría del personal médico.

Según Seattle Times, ya estando en la casa, el hombre recibió la extensa factura por un valor de 1.122.501,04 dólares. De acuerdo con el diario, cada día de los que Flor estuvo internado en cuidados intensivos, tuvo un costo de 9.736 dólares.

Así mismo el medio reveló que el uso del respirador artificial habría valido unos 82.000 dólares, entre otros servicios de los que hizo uso Flor debido al grave estado de salud en el que estuvo durante su estancia en el hospital.

Lo que no cuadra en el caso es que, al tratarse de una persona de 70 años, Flor es beneficiario del seguro de salud para personas mayores Medicare y no debería por ningún motivo tener que pagar una factura tan elevada. «Me siento culpable por sobrevivir», dijo.

Con las ayudas económicas que ha ofrecido el gobierno al sistema de salud y a las compañías de seguro es muy probable que Flor no tenga que pagar este elevado monto, pero en todo caso la gran cuenta que recibió ejemplifica lo que ha costado salvar su vida y las de 650 mil ciudadanos en Estados Unidos.

semana.com